ENVÍO GRATIS A PARTIR DE 29,90€ | CÓDIGO 10% DE DTO. EN PRIMERA COMPRA: SOYFETEN

La vitamina C, tu mejor aliado en invierno

Parece que esto de la vitamina C nos suena a madres y abuelas. Pero… ¡no! La vitamina C es un ingrediente esencial en la vida del hombre del siglo XXI y especialmente en invierno. Te contamos sus secretos, para que la incluyas en tu día a día mejorando tu aspecto y te sientas a tope.

Índice de contenidos

Parece que esto de la vitamina C nos suena a madres y abuelas. Pero… ¡no! La vitamina C es un ingrediente esencial en la vida del hombre del siglo XXI y especialmente en invierno. Te contamos sus secretos, para que la incluyas en tu día a día mejorando tu aspecto y te sientas a tope.

¿Qué es la vitamina C?

La vitamina C, conocida también como ácido ascórbico, es un nutriente imprescindible para la salud, el crecimiento y el desarrollo del cuerpo humano.

¿Cuáles son los beneficios de la vitamina C?

Como hemos dicho, la vitamina C actúa en numerosas funciones fundamentales de nuestro cuerpo, muuuuchas más de las que te contamos y que te imaginas, pero para no volverte loco quédate con lo siguiente: – Fortalece el sistema inmunitario, combatiendo diferentes enfermedades como los resfriados o infecciones. – Aumenta la producción de colágeno, manteniendo en buen estado la estructura de los tejidos, huesos o dientes y regenerando daños de la piel como irritaciones o heridas. – Es un potente antioxidante que actúa contra los radicales libres* causantes de enfermedades cardíacas o cáncer y el envejecimiento prematuro de la piel. * ¿Radicales libres? Tu cuerpo se compone de millones de células y estas, de moléculas. Cuando una de las moléculas se daña, la célula queda inestable y se le llama radical libre. Los radicales libres provocan una reacción en cadena que desequilibra todo su entorno.

¿Por qué la vitamina C en invierno?

Por un lado, en invierno se dan las condiciones más idóneas para la proliferación de virus y bacterias que atacan a nuestro organismo; por otro, el frío, las lluvias o el cambio brusco de temperaturas nos hacen más susceptibles y débiles… Así que ¡hay que cuidarse el doble!

Incluye la vitamina C en tu dieta

Nuestro cuerpo no es capaz de producir esta vitamina, por eso es necesario un aporte externo. ¡Nada complicado! La vitamina C está presente en una amplia gama de frutas y verduras como naranjas, mandarinas, limones, fresas, kiwi, arándanos, piña… o brócoli, pimientos, tomates, repollo, patatas o espinacas. Los expertos recomiendan una ingesta diaria de 90 mg de vitamina C en hombres adultos. ¡Ojo si eres fumador! En este caso, tu cuerpo necesitará 35 mg más para combatir los radicales libres (ya sabes lo que son, ¿no?) provocados por el humo del tabaco en tu organismo.

Incluye vitamina C en tu rutina de cuidado facial

Tu piel es tu capa más externa y visible, aplicar un extra de vitamina C focalizado hará que vea más fuerte para resistir mejor las agresiones del invierno. De esta manera lucirás un aspecto más sano y radiante. Protege tu piel para que el frío, el viento, las calefacciones, etc, no la destrocen y levántate cada día con ese efecto buena cara. Y ya de paso, te quitas del medio alguna que otra arruga. Aquí te recomendamos nuestro Sérum antiedad formulado con vitamina C.

Ahora que ya conoces los beneficio de la vitamina C para verte y sentirte mejor… ¡Atrévete! Y disfruta la vida fetén 😉

No products in the cart.

¡PROMO: ATRÉVETE A ATRAER!

10% DESCUENTO EN TU PRIMERA COMPRA

¡Únete a la #vidafeten! Disfruta de envíos gratuitos*, devoluciones garantizadas, promos, ofertas y mucho más….

¡No te preocupes! No te molestaremos con emails innecesarios.

¡PROMO: ATRÉVETE A ATRAER!

10% DESCUENTO EN TU PRIMERA COMPRA

¡Únete a la #vidafeten! Disfruta de envíos gratuitos*, devoluciones garantizadas, promos, ofertas y mucho más….

¡No te preocupes! No te molestaremos con emails innecesarios.

Abrir WhatsApp
¡Consigue +info y descuentos!
Hola tipo fetén 👋

¿Necesitas ayuda para escoger tus productos? Escríbenos tus preguntas y te echamos un cable.